En el estudio: ¿En qué orden debo grabar mis pistas?

¿En qué orden debo grabar mis pistas?

En el estudio: ¿En qué orden debo grabar mis pistas?

Hoy, en nuestro blog, revisaremos algo que puede sonar básico pero es imprescindible para hacer un registro ideal de tu idea. Es común para muchos artistas que se sienten a grabar con total seguridad solo para perderla en una de las primeras decisiones: “¿Por dónde empiezo? ¿En qué orden debo grabar mis pistas?”.

Puede ser que tengas una idea sólida  y comienzas a grabar cada parte seguro de que es tu mejor material para, al final, darte cuenta que nada cuaja bien y se siente desorganizado. Todos quienes hayan grabado en algún momento lo han vivido, me incluyo.

Muchos se rinden en este momento, ponen en duda su creatividad inicial o buscan nuevos equipos para sonar “mejor”… Nada de esto servirá, el problema está en los cimientos de su proyecto. Es por esto que es importante dar un paso atrás, organizar tus ideas y tener en claro el orden en el que grabarás cada pista.

Es posible que al leer esto ya estés molesto, buscando la caja de comentarios para colocar “No hay un orden correcto para grabar, cada uno lo hace como le acomode” y tienes razón. Por lo mismo, estas son algunas sugerencias extraídas de experiencias de distintas personas para encaminarte a un proceso ordenado que entregue un resultado ideal. Claro está, puedes desechar todo lo dicho acá y optar por formas poco ortodoxas.

En el estudio: ¿En qué orden debo grabar mis pistas?

Sigue tu instinto

Cómo decíamos,  no hay un camino correcto al momento de grabar. Lo peor que puedes hacer es limitarte a seguir un guion, ignorando tu intuición. Si crees que lo mejor es grabar las guitarras acústicas primero, no dejes que la idea de que las baterías siempre van antes te haga cambiar de parecer.

Si tienes una idea genial y sientes que el esqueleto de la canción ya está armado, dale “grabar” y no lo pienses más. La inspiración y creatividad siempre van por sobre cualquier regla a la hora de grabar.

A todo ritmo

Ya pusimos la regla mas importante sobre la mesa pero este artículo no se quedará solamente con eso. Por más que esta primera regla pasa por encima de las otras reglas es importante tener en cuenta algunas líneas generales que ayudarán a ordenar tu trabajo y quitarte de la cabeza la pregunta “¿En qué orden debo grabar mis pistas?”.

Una regla general para armar el esqueleto de tu canción es comenzar por la parte rítmica. ¿Qué significa esto? Significa comenzar con baterías, percusiones, bajos y todos los elementos que te darán un mapa sólido de cómo será la canción en cuanto a energía y velocidad. Al tener estos elementos desde el primer momento sabrás cómo construirás tu canción.

Una vez con los primeros elementos rítmicos podremos pasar a rasgueos, acordes en piano, pads y otros. Estas partes serán un punto medio entre ritmos y melodías, sujetando aún más tu proyecto.

Con lo anterior, ya deberíamos tener un esqueleto sobre el cuál podremos agregar voces, solos, arreglos especiales y más con seguridad. De hecho, es posible que mientras grababas ritmos y acordes hayas creado nuevos  arreglos para este momento.

Por último, tendrás una buena idea de donde falta o hay espacio para sumar pequeños detalles. Estos detalles pueden ser efectos, duplicar alguna pista, un pequeño arreglo de guitarra y más. Es en este punto donde puedes dar rienda suelta a la creatividad, sabiendo que el resto de la canción está ahí para sujetarte.

Graba en el orden que se creó

Por más que grabar primero los ritmos y construir hacia arriba suele ser infalible hay muchos casos donde no es la mejor alternativa. A veces simplemente no tiene sentido sentarse frente a la batería en primer lugar. Esto suele suceder con solistas acostumbrados a escribir con su guitarra o frente al piano.

La canción puede estar escrita con uno de estos instrumentos y aún no hay una buena idea de la energía que tendrá. Lo mejor en estos momentos es comenzar con el instrumento que usaste para componer, grabar guitarra y/o voz en primera instancia para luego evaluar el siguiente paso. Una vez con esta base creada sabrás que tipo de ritmos o líneas de bajo complementarán tu obra de mejor manera.

Para facilitar el trabajo, puedes usar un click a la hora de grabar para después reemplazar, grabar encima o hacer todos los arreglos sin estar a ciegas. De esta forma, si decides cambiar la pista original de voz o guitarra tienes el espacio para hacerlo. No quedas atrapado con lo primero que hiciste ni te alejas de la idea original de tu canción.

Menos es más

Esta última estrategia para grabar es ideal para evitar quedarse atrapado al momento de grabar y ha sacado de un bloqueo total a más de un productor. Básicamente, no está mal dejar más espacio del que crees alrededor de las partes “definitivas” de tu arreglo.

Por ejemplo, si “sabes” que un arreglo de guitarra llevará la melodía del verso al coro tendrás que aguantar tus ganas de grabar cinco arreglos melódicos de piano en ese espacio o simplemente elije uno de esos arreglos para que reemplace la guitarra en esa sección.

En el fondo, quieres aguantar las ganas de grabar cada pequeña idea que se te ocurre en el momento hasta que tengas grabados los elementos principales del proyecto.

Una buena costumbre, por ejemplo, es grabar las voces dentro de las primeros elementos melódicos de forma que no grabes cientos de arreglos de otros instrumentos para luego darte cuenta que no complementan en nada tu canción. Es mejor tener lo básico para luego grabar arreglos y extras donde realmente complementen las distintas partes de tu proyecto. De esta forma tomarás mejores decisiones para la canción y evitarás sobre-complejizar todo.

Con esta técnica, tu “yo del futuro” estará tranquilo sabiendo que no mezclará pistas innecesarias. Además, quienes escuchen el resultado final lo notarán y agradecerán.

Ya sabes en que orden grabar tus pistas

Esperamos que después de leer este artículo no tengas dudas cuando llegue el momento de grabar y estés preparado. Recuerda, lo ideal es tener la sección rítmica y construir encima pero nunca dejes de hacer algo por seguir un guion establecido. A veces romper las reglas genera mejores resultados.


¿Ya sabes cómo grabarás tu próxima canción? Revisa todo nuestro catálogo de equipos de estudio AQUÍ.

¿Aún tienes dudas respecto a cómo grabar tus ideas o empezar tu homestudio? Nuestro equipo siempre estará dispuesto a resolver tus consultas para que puedas tomar la mejor decisión. Puedes llamar o escribirnos al (+569) 4448 1358 ó (+569) 3433 6666, enviar un correo a contacto@blupointmusic.cl, visitarnos en nuestra tienda de Callao 3425, Las Condes o enviarnos un mensaje a cualquiera de nuestras redes sociales para poder ayudarte en tu decisión.

Compartir esta entrada

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *